• BIENESTAR INFANTIL

El Bienestar Infantil en tiempos de pandemia.


En este año tan particular, donde se dan condiciones y situaciones derivadas de la pandemia mundial que afectan al bienestar de los niños y las niñas, desde el Programa de Promoción y Prevención, de la Unidad Orgánica de Infancia y Familia del IASS, Cabildo de Tenerife, hemos considerado más relevante, si cabe, mantener un espacio de encuentro con los niños y las niñas representantes del alumnado participante en el proyecto @conmivozmisderechos.


En el Marco de nuestro proyecto impulsamos desde el año 2018, Asambleas para la Promoción del Bienestar Infantil desde la vocación de construir un espacio para dialogar sobre los derechos y necesidades de la infancia y compartir la perspectiva y pensamiento infantil, con su grupo de iguales y con los profesionales referentes de la infancia en el entorno escolar, los y las maestros/as; y en el entorno municipal, con los/las técnicos/as de los Equipos Municipales de Infancia y Familia.


En el proyecto @conmivozmisderechos, al finalizar cada curso escolar, se sondea el derecho centro de interés para la propuesta curricular del curso venidero; dando como resultado, el curso pasado, el trabajo del Derecho a la Salud y la Calidad de Vida. Es muy posible que las condiciones derivadas de la pandemia mundial del COVID. 19 hayan motivado esta elección y es que la situación sanitaria que nos acontece está siendo dura para todos y todas, alterando nuestro modo de vida y de relacionarnos, llegando incluso a fragilizar nuestro bienestar.


Coincidiendo con la conmemoración del Día Internacional de la Infancia, el pasado día 20 de noviembre, comenzaron a celebrarse, por tercer año consecutivo las reuniones de las asambleas por los derechos de la infancia del alumnado participante en el proyecto @conmivozmisderechos junto a los y las profesionales que lo impulsan, y que pretende ser tanto un espacio de encuentro como de participación en el desarrollo del mismo, espacio este año necesariamente telemático.


Durante estos meses, y especialmente en los tiempos de confinamiento, se ha visibilizado la situación de nuestros mayores o del personal sanitario y otros trabajadores esenciales, sin embargo creemos que no se ha hablado lo suficiente de la situación de los niños y las niñas, uno de los más perjudicados con esta situación.


Por todo ello, en esta ocasión se entendió que era prioritario escuchar las vivencias de los niños y las niñas y su percepción acerca de las consecuencias de la crisis sanitaria del COVID-19 en su bienestar y la cobertura de sus Derechos. Se preguntó, también, sobre si estimaban necesario impulsar campañas o actuaciones que dieran visibilidad a esta cuestión y recogimos ideas para su desarrollo.


Una vez más, lo niños y las niñas sorprenden a las personas adultas con sus propuestas, recordándonos que son sujetos con conocimientos e ideas que pueden contribuir en gran medida al bienestar social. Los niños y las niñas participantes hicieron gala de generosidad y nos ofrecen una perspectiva lúcida de la vulnerabilidad en el Bienestar Infantil. Nos han vuelto a recordar que el testimonio infantil puede ser revelador, especialmente de su particular perspectiva sobre la realidad.


Aún quedan asambleas por desarrollar en otras zonas de la isla, pero hemos sido testigos de visiones tan poderosas que no nos resistimos a compartir un anticipo de las voces recogidas con los participantes del proyecto de la zona norte de la isla.


Los niños y las niñas consideran importante dar a conocer cómo se han sentido y cómo han visto afectado su bienestar. Las respuestas que más destacan hacen referencia a limitaciones en cuanto al juego, verbalizan haber visto limitada su necesidad de jugar, y que han tenido que reinventar los juegos. Nos hablan de que una de las cosas que han vivido con mayor desagrado ha sido el no poder estar con los amigos durante los tiempos de confinamiento y no poder reunirse o visitar a otros familiares. Manifiestan las dificultades del uso continuado de las mascarillas durante toda la jornada escolar, sobre todo en los tiempos de recreo y las consecuencias del uso continuado de hidrogel y sus consecuencias en la sequedad de la piel. Extrañan poder abrazar y recibir abrazos y hablan de las limitaciones que observan en el valor inculcado de compartir, al respecto verbalizaban:


Si queremos prestar algo a alguien que no tiene ahora no se puede. Esto es un poco raro, siempre nos dicen que hay que compartir y ahora no se puede.”

En relación a la cobertura de sus derechos perciben como derechos más vulnerados su Derecho al juego por las limitaciones para salir a la calle, para compartirlo con amigos/as. También destacan limitado su Derecho a la educación por las dificultades que algunos/as han manifestado para el acceso a la educación por vías telemáticas. Han visto limitado también su Derecho a la familia por las dificultades para las reuniones familiares y visitar a familiares, nombrando con mayor frecuencia a los abuelos y abuelas. A pesar de que consideran que el Derecho a la salud ha sido uno de los más presentes en este momento, alguno de los niños y niñas referencian verlo vulnerado por las limitaciones en la asistencia sanitaria presencial, haciendo referencia a no haber podido tener citas médicas en su centro de salud. También los niños y las niñas, manifiestan que las personas que no cumplen con las normas impuestas para la prevención de contagios peligran y vulneran su Derecho a la protección.


Preguntamos a los niños y las niñas por los aspectos que hubieran necesitado para sentirte mejor y si hubieran incluido alguna medida ante esta situación. Ante esta cuestión la respuesta más frecuente ha sido que les hubieran permitido visitar a sus familiares y, en segundo lugar, que hubieran permitido un tiempo de juego con sus amigos.


De estas respuestas se desprende el valor que los niños y las niñas confieran a la familia, no sólo el núcleo familiar sino la familia extensa, y también a los amigos y amigas. El juego en sus conversaciones se ha tornado como un elemento prioritario en su escala de necesidades.


Queremos destacar que en varias ocasiones los niños y las niñas se muestran agradecidos al personal sanitario, a la policía y también a las cadenas de alimentación gracias a las cuales se ha mantenido cubierto su Derecho a la alimentación.


Todos los niños y niñas con los que hemos conversado nos manifiestan la importancia de dar a conocer a la sociedad las repercusiones en la infancia de esta pandemia sanitaria, algunos niños y niñas nos decían lo siguiente:

“Creemos que sería importante hacer una campaña porque se ha hablado mucho de los sanitarios y mayores pero a nosotros no nos han preguntado y es importante que se sepa lo que hemos pasado nosotros. Los niños han sufrido y se debería saber”
“Es necesario dar a conocer lo que estamos sintiendo ahora mismo los niños y recordarlo “
“Se podría informar a la gente lo que estamos sintiendo y reivindicar nuestras necesidades, como por ejemplo el compartir, a jugar con los niños y también hay que mostrar cómo nos hemos sentido en los colegios con las mascarillas, sin compartir y sin jugar juntos con las demás clases”

En este espacio conversamos sobre sus ideas para dar a conocer las repercusiones de la pandemia en la infancia: nos proponen el desarrollo de vídeos donde se refleje el día a día de los niños y las niñas en los centros escolares y que su desarrollo se implique a todo el centro escolar y equipos directivos, proponen inundar las redes sociales de estos vídeos, y animar a las familias y a sus docentes a compartirlos. Nos sorprende que los niños y las niñas hacen gala de una gran ajuste y plantean estas campañas en el ámbito municipal estableciendo sinergias con sus Ayuntamientos: proponen reuniones con sus alcaldes o alcaldesas para que les ayuden a difundir a través de las redes sociales municipales esta situación actual de la infancia y pedirles colaboración para recordar al mundo que los niños y las niñas son sujetos de derechos.


Manifiestan también la necesidad de recordar a la población que para lograr el bienestar infantil en tiempos de pandemia es necesaria la responsabilidad colectiva en el cumplimiento de las medidas, al respecto planteaban:


“Se nos ocurre hacer una campaña que dé a conocer los Derechos de la Infancia y además una campaña dirigida a las personas que están incumpliendo las normas para que sepan cómo nos afectan y que necesitamos salir de esto ya”.

Los niños y las niñas plantean también con bastante frecuencia en sus propuestas el uso de las radios escolares y municipales como medio eficiente para difundir campañas de promoción del Bienestar Infantil en tiempos de pandemia y proponen también hacerlo a través del diseño de cartelería e infografías.


Proponen también campañas a pie de calle donde puedan informar a los vecinos y vecinas de la importancia de las medidas de protección y recolectar medios económicos para invertirlos en investigación sobre el virus y la vacuna. Proponen también iniciar campañas de recolecta de dinero para dotar de mascarillas y gel hidroalcohólico a las familias con pocos recursos.


Lo cierto es que si hay algo que ha caracterizado a los niños y niñas participantes en este encuentro telemático ha sido su generosidad: generosidad por su alegre disposición a la participación, por el sin fin de ideas aportadas, hasta por el ofrecimiento del dinero recaudado para un posible frustrado viaje de fin de cursos en el desarrollo de campañas que promuevan el bienestar infantil en esta difícil época.


Es posible que algunas de estas voces hayan resonado en ti, acercándote un poco más la necesidad articular actuaciones que equilibren las medidas de prevención sanitaria y el Bienestar Infantil. Estos tiempos han estado llenos de paradojas que nos suponen amplios dilemas en cuanta a la priorización en la cobertura de los Derechos de la Infancia, sin embargo ellos y ellas, parecen tenerlo claro: lo más prioritario para ellos y ellas es que no se vulnere su Derecho a estar con la familia ni su Derecho a jugar compartiendo con los amigos y amigas.


510 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo